Salvador, capital de Bahia y primera capital de Brasil, es una ciudad singular. Su culinaria de raices africanas, su musicalidad, sus manifestaciones religiosas – que casi siempre se mezclan con el profano – son atractivos para turistas tanto nacionales cuanto internacionales.

Cantada en versos alrededor de todo el mundo, Salvador une su belleza arquitectónica, sus 365 iglesias y sus hermosas playas, al buen humor y receptividad de sus habitantes. 

El Grande Hotel da Barra, uno de los más tradicionales en la ciudad, se queda ubicado en una importante postal nuestra – la playa del Porto da Barra – en el mismo local donde Tomé de Souza aterrizó en el siglo XVI y fundó la primera capital del Brasil Colonial – la ciudad de Salvador.